Una investigación del NYT encuentra que las compañías tecnológicas han revelado un auge en las fotos y videos en línea de niños que son víctimas de abuso sexual, “exponiendo un sistema en un punto de quiebre e incapaz de mantenerse al día con los perpetradores”.

Las cámaras de teléfonos inteligentes, las redes sociales y el almacenamiento en la nube han facilitado la creación y el intercambio de imágenes y videos de abuso. Solo el año pasado se marcaron un récord de 45 millones de imágenes ilegales.

“Las principales compañías tecnológicas han intensificado la vigilancia de sus plataformas y han descubierto que están plagadas de contenido”, informaron Michael Keller y Gabriel Dance del informe del NYT.
Pero los delincuentes se están “oscureciendo” cada vez más para ocultar sus huellas, agrega el NYT. Entre sus herramientas: redes privadas virtuales que ocultan sus ubicaciones; cifrado para sus mensajes y discos duros; y publicar en la llamada web oscura, que es inaccesible para los navegadores convencionales.

“Algunas compañías tecnológicas pueden tardar semanas o meses en responder las preguntas de las autoridades, si es que responden”, agrega el NYT. “Los registros policiales compartidos con The Times muestran que Tumblr fue una de las compañías menos cooperativas”.
“Facebook Messenger fue responsable de casi dos tercios de los informes en 2018. Y a principios de este año, la compañía anunció que planeaba comenzar a cifrar mensajes, lo que los haría aún más difíciles de controlar”.